Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Martes, 11 de agosto de 2015

Recomendación veraniega: cuidemos la vista

[Img #4313]

Con la llegada del verano pasamos mucho más tiempo al aire libre. Aunque la capa de ozono nos protege de los rayos ultravioleta, la intensidad de la luz de alta energía se incrementa mucho en este periodo convirtiéndolo en uno de los más peligrosos del año en lo que a toxicidad de la luz visible se refiere.

 

Por ejemplo, en ciudades como Barcelona, durante el mes de julio, la incidencia de luz es un 59% superior a la media del resto del año.  Si tenemos en cuenta que en vacaciones pasamos el doble de tiempo al aire libre, la conclusión es que estamos expuestos a mucha más luz que el resto del año.  

 

 

Además, ahora convivimos con un peligro adicional para nuestra salud visual: las nuevas pantallas de dispositivos móviles. Éstas emiten hasta cinco veces más luz de onda corta que las anteriores y se accede a ellas a una edad cada vez más temprana.

 

 

Durante el uso de los smartphones y tablets al aire libre, la luz que emiten estos dispositivos tiene que competir con la del sol para que veamos nítidamente la imagen. Estas pantallas emiten hasta un 500% más de luz de alta energía, actuando como un importante factor de riesgo para la retina y la degeneración macular - actualmente la mayor causa de ceguera irreversible en el mundo desarrollado.

 

 

Los niños, que carecen de la protección natural que el ojo genera con la edad, es el colectivo más vulnerable. En particular, es muy importante que los niños menores de 2 años estén especialmente protegidos y no utilicen dispositivos digitales por el efecto nocivo de la luz en una edad en la que están aprendiendo a ver, a enfocar, a mover los ojos y a utilizar la información visual.

 

 

Resulta preocupante comprobar que en los últimos meses se han registrado casos de jóvenes, menores de 25 años, con patologías de la retina propias de personas mayores de 60 años. Estos casos se han detectado cerca de zonas costeras en las que se produce la conjunción de una alta incidencia de luz solar por reflexión en el mar y una elevada exposición a luz emitida por pantallas de dispositivos electrónicos.

 

 

Hay estudios que demuestran que la luz, tiene un efecto acumulativo en nuestros ojos, y en consecuencia los niños, jóvenes y las personas mayores o con ojos delicados, necesitan una mayor protección frente a la luz del sol y de las pantallas.

 

 

Información de Reticare http://www.reticare.com/es/content/23-guia-urt

Deje su comentario
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Empresarios del Henares • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress